viernes, 2 de diciembre de 2016

Gluten y enfermedad celíaca. ¿De qué hablamos?



La enfermedad celíaca (EC) es la intolerancia al gluten más conocida. Se trata de una enfermedad crónica que afecta aproximadamente a un 1% de la población, cuya clínica se caracteriza por una reacción inflamatoria en la mucosa del intestino delgado que dificulta la absorción de nutrientes. Puede afectar a varios miembros de una familia y los pacientes con alteraciones autoinmunes tienen mayor probabilidad de desarrollarla.



¿Hay un  tratamiento de la Enfermedad Celíaca?

Actualmente consiste en seguir una dieta sin gluten de por vida, que permite mejorar clínicamente y funcionalmente. Además de aliviar los síntomas, la dieta sin gluten parece reducir las complicaciones en estos pacientes. El gluten se encuentra principalmente en el trigo, la cebada, y el centeno

¿Qué dieta seguir?

Utilizar alimentos que en su estado natural no contienen gluten (alimentos sin tratar a nivel industrial)

  • Legumbres
  • Carnes, pescados, mariscos frescos, huevos
  • Frutas frescas, verduras, hortalizas
  • Arroz, maíz y tapioca
  • Leche, queso fresco (tipo burgos)
  • Azúcar blanco o moreno, miel
  • Aceite, Margarina sin fibra


Prohibidos 

  • Pan y harinas de trigo, cebada, centeno y avena.
  • Bollos, galletas, bizcochos, magdalenas, pastelería en general.
  • Pastas italianas (macarrones, tallarines, pizza...).
  • Pastas de sopa.
  • Sémola de trigo.
  • Productos manufacturados en cuya composición se incluya cualquiera de las harinas citadas
  • Bebidas con cereales: malta, cerveza, agua de cebada.

Comprobar los alimentos que pueden contener gluten:

  • Charcutería en general (mortadela, jamón de york, salchichas, pasteles de jamón o carne...).
  • Queso fundido, queso en láminas.
  • Conservas (latas de mejillones, berberechos, fabada en lata, etcétera).
  • Patés.
  • Dulces y caramelos.
  • Turrón, mazapán.

Tener en cuenta cuando hago la compra
  • Observar que los fabricantes aseguran la ausencia de gluten.
  • Productos que cumplan el Reglamento nº 828/2014
  • Según FACE (Federación de Asociaciones de Celiacos de España) consumir los alimentos elaborados que disponen de las siguientes certificaciones:



Productos certificados con el ELS
 (Sistema de Licencia Europeo) 




Productos certificados por la Marca de Garantía
(Controlado por FACE)
                             
                                         




  •  Leer las etiquetas de los productos a consumir, existen productos en los que consta la siguiente  leyenda “puede contener gluten” o “puede contener trazas”.
  •  No tomar alimentos elaborados artesanalmente o a granel
  •  No comprar los alimentos elaborados y/o envasados, (que no estén claramente etiquetados con  ausencia de gluten).

Otros consejos

  • En casa
o Utiliza harinas de trigo y pan rallado sin gluten, para evitar equivocaciones
o  A la tortilla de patata no le añadas levadura
o  No complementes con pan frito las cremas de verduras o sopas
o  A las lentejas o potajes no le pongas embutido (no vale apartarlo después, el gluten
   se queda una vez cocinado).
o  No cocines en aceites utilizados anteriormente con productos que tiene gluten
o  No pongas en contacto alimentos sin gluten y con gluten.
La tostadora del pan ha de ser sólo par productos sin gluten.
  • No te sirvas la mayonesa, mermelada o margarina con cubiertos que han  estado en contacto con productos con gluten.
  • Cocina con material recién lavado
  • Cuando no comas en casa (ej. restaurantes) consulta los ingredientes de los platos y el proceso de elaboración.
  • Las pastas de dientes o cosméticos pueden tener gluten.
  • Los medicamentos a veces utilizan como excipiente el gluten por lo que recomendamos leer atentamente el prospecto y consultar con su médico o farmacéutico.

¡Un saludo y a cuidarse!
.

jueves, 24 de noviembre de 2016

¿Ha oído hablar del efecto nocebo?

Puede que alguna vez haya notado que un medicamento le sienta mal, y haya dado por seguro que se trataba de un efecto secundario al medicamento, sin embargo hay casos en los que no se trata de una verdadera reacción adversa. En efecto, se ha comprobado que los pacientes pueden experimentar efectos adversos que no siempre son debidos a la acción farmacológica específica del fármaco, sino que estos síntomas pueden ser el resultado de un “efecto nocebo”.  


El efecto nocebo se refiere a la inducción o el empeoramiento de los efectos adversos provocados por un tratamiento. Es decir, se trata de la contrapartida negativa del efecto placebo. Del mismo modo que el efecto placebo puede mejorar los resultados de una terapia, el efecto nocebo puede constituir una fuente importante de reacciones adversas que se atribuyen al tratamiento farmacológico (se suman al resto de efectos adversos que pueda generar la intervención terapéutica).
Se trata de un fenómeno bastante común, y aunque no se conoce su incidencia real ni su importancia a nivel clínico, es muy probable que esta percepción subjetiva de intolerancia  genere un rechazo al tratamiento farmacológico.
De hecho, puede tener consecuencias clínicas significativas, puesto que puede ser un motivo importante de incumplimiento terapéutico, con la consiguiente pérdida de eficacia del tratamiento. A esto se puede sumar un aumento de la prescripción de nuevos medicamentos para contrarrestar los síntomas causados por el efecto nocebo, e incluso un aumento en el número de visitas médicas.
Los factores que parecen estar asociados con el fenómeno nocebo son tanto de tipo neurobiológico como psicológico. Entre estos últimos se incluyen trastornos psicológicos (ansiedad o depresión), tendencia a somatizar y las expectativas del paciente sobre los efectos adversos al inicio del tratamiento, en función de sus experiencias previas (asocian la aparición de determinados síntomas con la toma de medicación) y la información recibida al respecto.


Para evitar la aparición del efecto nocebo es muy importante la relación del paciente con los profesionales sanitarios. Es primordial que usted manifieste sus temores y consulte todas sus dudas sobre su tratamiento y los posibles efectos adversos a su médico y/o farmacéutico, para saber cómo prevenirlos y, si aparecen, saber identificarlos y cómo manejarlos.
Saludos,

viernes, 18 de noviembre de 2016

Uso prudente de antibióticos

Hoy es el "Día Europeo para el Uso Prudente de los Antibióticos", en el que se celebran distintas iniciativas destinadas combatir el problema de la resistencia a los antibióticos, que constituye uno de los mayores desafíos que afronta la medicina moderna en la actualidad. El desarrollo de resistencia a este tipo de medicamentos se considera ya uno de los problemas de salud pública más serios, constituyendo una amenaza global que afecta tanto a la salud humana como a la veterinaria, así como a las actividades ganadera y agrícola, el medioambiente, el comercio y la economía mundial.

Os dejamos algunos enlaces interesantes sobre la jornada:

  • Día Europeo para el Uso Prudente de los Antibióticos (ACCEDER)
  • Jornada del Día Europeo para el Uso Prudente de los Antibióticos: el reto de la resistencia a los antibióticos (ACCEDER)

También recordamos dos infografías que hemos publicado anteriormente en nuestro blog en relación al uso de antibióticos:

 

Hagamos un uso racional y prudente de los medicamentos, por el bien de todos nosotros y de las futuras generaciones.

Saludos!

martes, 15 de noviembre de 2016

Día de la adherencia 2016: tu medicación, tu salud, tu vida


Un año más (y van siete...) la SEFH celebra el "Día de la adherencia e información de medicamentos", uno de los pilares fundamentales e imprescindibles para el éxito de los tratamientos. La falta de adherencia es un problema extremadamente complejo, en el que influyen muchos y muy diversos factores. Y, como problema complejo que es, requiere un análisis exhaustivo de los factores que afectan a cada persona de manera individual para buscar las mejores estrategias personalizadas que hagan posible la toma correcta de los medicamentos. Y recuerda, en este proceso TU FARMACÉUTICO TE PUEDE AYUDAR. Porque es tu medicación, tu salud, tu vida...

Feliz día de la adherencia. 

miércoles, 26 de octubre de 2016

Una reflexión sobre el Dr Google, los pacientes y los profesionales sanitarios

Observemos la siguiente imagen:




Ahora pensemos cómo interpretaría este dato un paciente y cómo lo haría un profesional sanitario...

Es muy probable que la respuesta esté en las dos imágenes siguientes. Pincha sobre cada una de ellas para ver la reacción del profesional y la del paciente:


                          PROFESIONAL SANITARIO                                PACIENTE

              


Como vemos, el profesional sanitario se fijaría en que no parece haber una relación concluyente entre el fármaco y la aparición de cáncer de vejiga y que, además, se trataría de un tipo de cáncer muy raro y con baja probabilidad de aparición. Sin embargo, el paciente seguramente se fijaría en la palabra cáncer y en que el fármaco que le han recetado puede producirlo, obviando todo lo demás, lo cual podría llevarle a tomar decisiones en cuanto a tomarlo o no, con el riesgo que supondría para su diabetes.

¿Estás de acuerdo? ¿Piensas que sería más o menos así?

Más allá del mayor o menor parecido con la realidad, este ejemplo pretende ilustrar cómo a veces resulta difícil para los pacientes interpretar adecuadamente la información sobre salud que encuentran en Internet. En este sentido, cobra especial relevancia el papel que los profesionales sanitarios debemos asumir como mediadores entre la información de salud y el paciente. Por ello, además de recomendar recursos de información sanitaria fiables, debemos animar a los pacientes a que compartan con nosotros cualquier información que encuentren en la red y nos consulten cualquier duda al respecto. Esto puede ser un reto para muchos profesionales que piensan que el acceso por parte de los pacientes a información de salud en Internet puede resultar perjudicial e interferir la relación profesional-paciente. Sin embargo, más allá de la opinión de cada uno al respecto, es un hecho que los pacientes consultan Internet tanto antes como después de acudir a las consultas. Por tanto, debemos asumir el reto e implicarnos de lleno en este terreno. Además, en el contexto de una relación de confianza, esta situación puede reforzar dicha relación entre profesional y paciente y ser determinante para que éste utilice su autonomía de manera más informada.

Piénsalo... ¿eres paciente y consultas Internet para temas de salud? ¿Compartes esta información con los profesionales sanitarios que te atienden? Si la respuesta es no, puede suponer un riesgo importante para tu salud.

Y si eres un profesional sanitario, piénsalo también... ¿crees que tu paciente no está buscando información sobre su patología y su tratamiento en Internet? ¿Crees que la está compartiendo contigo? Si la respuesta es no, hay riesgo de una mala interpretación de la información que encuentre y le lleve a tomar decisiones equivocadas que pueden afectar a su salud.

Saludos!

PD: la paciente del ejemplo decidió dejar de tomar su antidiabético. Tres meses después su diabetes estaba totalmente descontrolada y le produjo daños a nivel renal.

viernes, 21 de octubre de 2016

Posicionamiento de la farmacia hospitalaria española frente a la homeopatía

En los últimos meses asistimos a la movilización de un buen número de profesionales sanitarios frente a la homeopatía, en base a la ausencia de estudios clínicos serios que demuestren su eficacia. Especialmente visible ha sido la plataforma FarmaCiencia, constituida por un grupo independiente de farmacéuticos para intentar que la homeopatía salga del mundo de la farmacia y que sus productos no sean considerados medicamentos.

En este contexto, la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH) ha emitido un comunicado posicionándose también en contra de la homeopatía, posicionamiento que compartimos y que reproducimos a continuación: 


Y recuerda, no se trata solamente de que la homeopatía no sea eficaz frente a ninguna patología, sino que puede resultar muy peligrosa si sustituye o retrasa la administración de otros tratamientos que sí han demostrado su eficacia.

Un saludo!

jueves, 20 de octubre de 2016

"Glutenfobia": la nueva moda de la alimentación sana

Las modas en el mundo de la alimentación sana son impredecibles y por lo visto esta vez le ha tocado al gluten ser el malo de la película. Antes de nada, la celiaquía es una enfermedad causada por la acción dañina del gluten en las paredes del intestino delgado. El gluten es una proteína de origen vegetal presente en el trigo, la cebada, el centeno y otras gramíneas. También puede estar presente en alimentos elaborados en los que se añade por sus propiedades químicas. Los síntomas de la enfermedad son: dolor abdominal, distensión, gases o indigestión, estreñimiento, disminución del apetito, heces fétidas y grasas y pérdida de peso inexplicable. El tratamiento parece bastante simple, evitar los alimentos que contienen gluten, aunque en la práctica suele ser más complicado. Con esto consiguen hacer una vida normal sin padecer síntomas. 


La importante prevalencia de personas con un grado mayor o menor de celiaquía ha hecho que la industria alimentaria cada vez les preste más atención dedicándoles gamas de productos o zonas libres de gluten para que les resulte más fácil encontrar estos productos. 

Sin embargo, en algunas campañas publicitarias se está llegando a vender la dieta sin gluten como más sana para la población general (ver vídeo). Con una rápida búsqueda a través de google he leído que el consumo de gluten en niños sanos está relacionado con el autismo, el déficit de atención y otras enfermedades. Por lo visto, también hay quien dice que las dietas sin gluten sientan mejor y sirven para adelgazar. Estas campañas están fomentando la moda de que personas sanas o por lo menos no celiacas sigan estas dietas sin gluten para mejorar su salud. En este sentido destacan las comunidades de padres que han decidido no dar gluten a sus hijos para evitar que entren en contacto con esta sustancia.




Nada más lejos de la realidad, el gluten ni es tóxico (para los pacientes no celiacos) ni es perjudicial en ningún grado para la salud de adultos o niños. No se espera que se obtenga ningún beneficio por el hecho de suprimirlo de nuestra dieta. Como siempre, se recomienda seguir una dieta equilibrada en la que se pueden tomar alimentos que contienen gluten sin ningún problema. 

En definitiva, no todo lo que puede sonar bien tiene porqué ser bueno para todo el mundo. Aunque veamos en los anuncios de televisión que un alimento es bueno porque no tiene gluten solo significa que es apto para la población celiaca. Con bastantes problemas tenemos que lidiar ya en la vida como para crear enfermedades donde no las hay.

Siguiendo con esta temática dejaremos para próximas entradas hablar de la otra gran moda de la alimentación sana, la lactosafobia.

Cuídense!

jueves, 13 de octubre de 2016

@ufpelafe, entre las mejores cuentas de twitter de farmacia hospitalaria

La semana pasada tuvo lugar el 61 Congreso Nacional de la SEFH (Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria). En una de las comunicaciones presentadas, en concreto por nuestros compañeros del hospital Vall d´Hebrón de Barcelona, se hacía una evaluación de las cuentas de twitter pertenecientes a organizaciones del ámbito de la Farmacia Hospitalaria. Para ello se elaboró una lista-guía cuantitativa que evaluaba 3 grandes bloques:

  • Reconocimiento institucional y estructura del perfil
  • Capacidad de generar información y opinión
  • Capacidad de difundir y generar impacto real de la cuenta

En base a ello se evaluaron 15 cuentas y se clasificaron en tres categorías: A (altamente recomendable), B (recomendable) y C (poco recomendable). Pues bien, nuestra cuenta de twitter (@ufpelafe) estuvo incluida en la categoría A con una puntuación global de 8,08 sobre 10. Además, obtuvimos un 10 en capacidad de generar información y opinión y un 9 en capacidad de difundir y generar impacto real de la cuenta. Obviamente estamos muy satisfechos con los resultados, aunque siempre hay margen de mejora y trataremos de hacerlo en el futuro inmediato.




Finalmente queremos agradecer a los autores del trabajo, los compañeros del Centre d’Informació de Medicaments del Servei de Farmàcia del Hospital Universitari Vall d’Hebron (@CIMSFHUVH) y muy especialmente a Juan Carlos Juárez (uno de los pioneros en la farmacia hospitalaria 2.0), la inclusión de nuestra cuenta entre las altamente recomendables.

Por cierto... ¿no nos sigues todavía en twitter?

Un saludo!